Las ventajas del leaseback inmobiliario

10/06/2015

Fuente: El Mercurio

Leaseback inmobiliario - Ventajas

Las ventajas del leaseback inmobiliario

Felipe Álamos
El leaseback inmobiliario se ha vuelto una alternativa atractiva para muchas empresas que requieren mayor liquidez, afirma Teodosio Cayo, gerente general de la consultora Arenas & amp; Cayo. Especialmente en tiempos en ciclos de contracción o incertidumbre económica, afirma el experto.

¿Cuáles son sus ventajas?
“Es una herramienta que permite hacer líquido ( cash ) un inmueble de una empresa, mediante la venta del mismo al banco, a través de la que obtienen recursos frescos, a cambio de un contrato de arriendo financiero con opción de compra de esa misma propiedad”, afirman en Banco de Chile.

Explican en esa institución que el leaseback inmobiliario contempla plazos entre 5 y 12 años normalmente. “De esta manera, es una muy buena modalidad de financiamiento de largo plazo, ya que permite que estos recursos sean utilizados en refinanciamiento o en nuevas inversiones para la empresa”, explica.

Señalan en Banco de Chile que entre sus variadas ventajas, se pueden mencionar que el pago mensual de una operación de leaseback es un gasto tributario y, como tal, permite rebajar la base tributable de la empresa. “Por otra parte, el monto a financiar no está afecto al impuesto de timbres y estampillas (0.4% para este ejercicio año 2015 y 0.8% a contar del ejercicio año 2016)”.

A su vez, señala el Banco de Chile, desde el punto de vista financiero, el leaseback es una atractiva herramienta ya que permite obtener recursos frescos o capital de trabajo, financiar nuevos proyectos o inversiones e incluso reestructurar deudas de corto y/o largo plazo.

Además, señala Teodosio Cayo, esta modalidad tiene una gran ventaja: Por lo general es más sencilla y rápida que otras modalidades de financiamiento. Además, para las instituciones financieras es muy segura, pues se hacen inmediatamente de un activo como la propiedad, tras obviamente un acucioso estudio de títulos y tasación, entre otros aspectos.

“Así, si el arrendatario decide dejar la propiedad, puede ser puesta muy rápidamente en el mercado”, afirma.

¿Qué propiedades se utilizan en esta modalidad?
En general, indica Teodosio Cayo, se trata de oficinas, terrenos, industrias o locales comerciales. También, señala, se han abierto opciones para las viviendas, pero el grueso del mercado está en el rubro empresas.

¿A qué valor se compra la propiedad?
Explica Teodosio Cayo que para ello se realiza una tasación para calcular el precio. Y según agregan en Banco de Chile, al valor que arroja esta tasación, de acuerdo con la normativa de la SBIF, se le debe efectuar una deducción o ajuste por depreciación u obsolescencia esperada, que asciende a 10%. Por lo tanto, el monto a financiar no puede exceder el 90% del valor comercial de dicha tasación.